lunes, 27 de diciembre de 2010

TODO LO QUE

Ahí está, bien o mal.

Hoy pierdo el día
como todo lo que ya pasó de mí.

Pequeña nieve, y morena polen,
quisiera no decir la foto de tu pecho y digo
una foto de tus pies
una flor de tu cabeza
y el jarrón en la pared mediterráneo,
la cutícula del café,
el mantel rozando el piso:

el cuello de la espera se estira,
la costa en la piel
y el borde al filo de la cuerda
que vuela junto al pájaro en el mundo.

Justo ahí está mal o bien
y pierdo el día
como todo lo que ya pasa de mí.

Safe Creative #1012278144477

miércoles, 22 de diciembre de 2010

MOLINO

Impaciente o insistencia, gira

está bien, está bien,
de todas formas gracias

día
gracias penitencia
gracias al infierno llueve

lo que puede verse queda oculto en bruma
lo que puede andarse sobre el lodo me resbala.

Molino, qué hermosa la palabra,
como una noche abierta
entrecerrándose contra el viento,
en otra voz con diferente canto.

Pero a veces algo llora
y lejos ya del mar buscamos puerto,

mas es fuego como en todo
ese otro cielo, el aliento que dará
vueltas la semana intentando liberarse.

Baja, oeste, norte, izquierda
y mientras gira tierra es tierra
y día o noche

y a veces soy todos los hombres

y a veces soy un hombre menos.


Safe Creative #1012228117445

jueves, 16 de diciembre de 2010

AL REVÉS DEL HOMBRE

Al revés del hombre en la mirada
del que soy al suelo que retuerce
lomo y laja, voy del barro
al lago, al sueño que el frío enfila,

y hay una montaña que se pierde de planeta
y surca nunca vistos horizontes donde el viento
parte y llega y corresponde
a otros campos con espigas de plata,

y en el movimiento, azules esmeraldas
de vacío
de hierbas
de silencio
son el invierno que detona en contratiempo
cada copo lento y manso hasta otro copo
lento y manso indivisible,
lento y manso equivocado.

En otra cosa que dijese, otra insólita atadura
que no castigue, que no corresponda,
otro manto que caliente en una respuesta
todas las preguntas:

aquí, donde caí, fui de sal en sal
y cada vez ardía menos esperanza
y menos era cada vez la luz,

así hasta siempre, yo lo supe,
a pesar que, condenado, entrego
flores azuladas a morir de tiempo
a cada lado y al revés del hombre.


Safe Creative #1012178083555

miércoles, 15 de diciembre de 2010

PRESAGIO DEL INVIERNO

Tengo gris la sombra de este día
tres veces negado, a veces roto

me abre el pecho como un documento
un sol partido en dos
con sus brazos oscuros golpeándonos la cara
(no del mar y no del agua que me toca)
en todas las hojas columpiándose.

Y si espero que la voluntad sea cierta,
y si fuera que abro las pestañas en tu tarde,
llovería, no habrá manera de evitarlo;
somos un muro con el barro que se forma
dejando los espacios de una casa:
en la sala un claro, durmiente de las horas,
y en la habitación un bosque
que gira con la tierra.

Dejémonos entrar, en ese muro
haremos puertas y ventanas.

Safe Creative #1012158073491

domingo, 12 de diciembre de 2010

LA MUSA SOLA

Hoy, y no para comer con los dedos,
hoy y no para ser como yo fui,
o ser como no fui, no ahora,
no contigo –el tiempo entre los dos-
un témpano de horas lisas;
el tiempo es sólo el tiempo
embriagado en hojas de té,
de orégano y albahacas,

pero un momento contigo,
lejos de ser o si no estás
dura apenas una taza;

y tú me escribes con tu voz:
y tu palabra colma,
elige algún desierto.

Y sigo siendo yo, María apenas,
después pintando en círculos mi rostro,
mi rostro sin marco, sin espejo,
sin la sombra de tu sombra.
Soy yo sin mí y sin ti conmigo,
después -como decía,
abrir los ojos y seguir vacía
sin querer
abrir los ojos y seguir vacía.


lunes, 6 de diciembre de 2010

HACER LA ESQUINA

Hacer la esquina, en contra, arrodillado,
hacer la vía que nadie todavía
recoge de la propia carne.

Quizá la decisión que se detiene,
no la hora del día permanente
si se afirma en el pasaje recorrido;

Igual y confuso haciendo el gesto,
el gasto, el camino,
acaso el sentido que se cierne
entre los sentidos,

quizá la nube lenta, la palabra sombra
o la tormenta claramente dibujada
que vemos sin resignación o polvo
entrar con el claro matiz sobre los poros.

Tal vez como la creación o el agua,
el cuerpo que toma la forma del día
sea como el río que abre sus brazos enteramente,
menos como el tiempo que como el presagio.

Pero será a partir de la mañana
que el sueño se desprenda dando vueltas
en la espiral del mundo sin que se detenga.

Entonces sí, como al pasar la penitencia,
mirando la obra que transcurre
al aire libre y encerrado,
sea un tallo la raíz bajo la tierra.

Así al final aquel que nunca soy
te encuentre en mí observando,
haciendo esquina.

miércoles, 1 de diciembre de 2010

EL CIELO BOCA ABAJO

Alta voz que pisa y amanece:
ciudad que despierta y mueve
los árboles que nacen con violetas rojas,

y yo una flor azul, seguramente rosa,
a un lado y otro de la mesa.

Absorto, a veces el cansancio
una columna de colores abiertos,
dos palomas de alas negras extendidas
no sin padecer tocándome las alas.

Vida que hubo, ahora lejos queda,
ahora mañana cada instante vacío
y paralelo, cuerpo despojado,
me asemejo más a un muerto
que a mi propia alma;

quizá y entonces en el propio agujero
el cielo boca abajo
el rastro de la sombra diaria se acumule
en la misma tierra que hubiéramos pisado.

En cruz, la noche tersa encima del jardín
o el nido en su silencio pleno
a suerte o a deshora o surtiendo
los ramos con pétalos de agua,
los ríos con piedras que se tuercen,
los troncos de ramas con violentas hojas,

si todo fue así, si somos,
¿Quién va a entender o a asesinar
en cada cuerpo el hálito aparente
del arco el frío que acompaña
aquí la madrugada?

Enfila, envuelve el corazón el viento
deshaz tres horizontes en la pena,
adquiere en condición tu propio nombre
ayer que más allá un ocaso,
haciendo el faro al día que entra
resistiendo en su magnolia,
brillante sobre el muro,
renace bajo el día.

jueves, 25 de noviembre de 2010

OTRA LUZ SE ABRE

Otra luz se abre de costado
tocando tus manos a tu espalda,
y la ciudad vacía en media cama,
y los animales tiritando;
el eco de tu boca, la mordida,
sino los trozos de tu voz
que media vez durase;

y sé muy bien que aunque lloviese cause
aún dormido en la ventana tempestades,
y sea posible que llorando alcance
al canto, al filo, al menos,
cito al menos el encuentro,
o la mitad de una palabra
plena de sed de mundo de dilema,
frase o verso de arena,
siempre nace, siempre instinto,
siempre sin viento, siempre quieta,

vuelvo al fin, vuelvo la espalda,
vuelvo y vuelvo.

lunes, 22 de noviembre de 2010

TODO LUMBRE

Ya después es todo lumbre
y paz y hasta agonía.

Tira la copa, que el cristal estalle,
y con la quilla de la mano
aleja mi rostro de tu encanto.

Yo, si vivo como muerto
y reflejo, en el instante de vivir, la muerte,
sería en la paz y hasta agonía,
si ya después es todo lumbre.

viernes, 19 de noviembre de 2010

FECHA IMPAR

De qué día nacimos, fijo en siesta,
en rojo Venus; planto mi silencio
y abro un río y todo cuánto las horas
mecen en el despertar de los ojos.

La brevedad inmóvil gris que ronda
en la canción del viento que madura
sola como ola o vértigo y flecha
o simplemente número del día:
aquí que siempre vives y deshojas
y gravitas, no diré hasta cuándo soy,
ni que el silencio en el enorme instante
me abandona llenándome de nada:
no podré decir que vivo abriéndome;
sí que floto ya sin mí, muriéndome,
y claro de luz, multiplicándome.

Safe Creative #1011197890069

martes, 16 de noviembre de 2010

CENTENAS

Indócil en la sombra, pero ausente
claridad, beso y llama equidistante,
cerro que subo, así tu voz presente
y derramada forma de un instante

como seña de luz dentro la esfera
y como un río que de frente arrasa,
tu pie, cuando la hora es, espera
el beso de mi beso azul que amasa

tu vientre y los botones de tus senos.
La cruel e insuficiente compañía
que no apresura el tiempo y no lo mata,

de cien en cien dispersa en versos llenos,
minuto ensimismado que teñía,
de gris la sombra que el amor desata.


Safe Creative #1011167864861

lunes, 15 de noviembre de 2010

CARTAGENA

Y doce y día que lloviendo golpea
el mar el corazón y la muralla
todo junto y azul y como el viento
al mismo tiempo quebrándose además

e indispensable el promontorio aquieta el par
del par de cada pájaro que canta
y es de boca grande a la ciudad que encierra
el último barco al borde
y los balcones entrando
y flores a caballo y con sombreros

pero cuando ausente, el frío al menos se desboca
y hay lumbre como el agua haciendo fuente
partiendo o latiendo en sí sobre las horas y el mundo,
todavía

y ya ves o no, pero sabes? pensando en qué vacío
claridad perpetua y demarcada,
o sola o pálida o triste
aquí, tú y yo todavía,
cúpula venciendo, cañones que apuntan
fuego al fuego
en cambio, sí, en cambio
todavía y será si tú y yo
como si un rayo que nace y agoniza todavía.

Safe Creative #1011157856760

miércoles, 6 de octubre de 2010

PERMISO, ME DESPIDO

“El pensamiento no es nunca inocente.
Porque es implacable, porque es agresión, nos ayuda a romper nuestras trabas.
Si se suprimiera lo que entraña de maldad, e incluso de demoníaco, habría también que renunciar también al concepto de liberación.” (E.C.)


Dejé de ser libre, y aquellas alas de las que siempre hablé, hoy se tiñen de un pastoso manto de petróleo.

La poesía se nutre, es decir, a veces nace de la nada, pero ¿Frente a qué? Al mar, debajo del cielo, delante de un campo de amapolas, sobre las rieles del ferrocarril, en presencia, en ausencia de una mujer. De aquella que quiere estar, o necesita estar, así como quiero yo que esté porque lo necesito. Así también como la poesía necesita que ella esté; de otro modo, la poesía, la palabra sigue siendo o es sólo la palabra. Una palabra, que en compañía de otras hacen un verso, o son verso por sí solas. La comunión entre escribir y el deseo de hacerlo se volvió una línea única, en que la forma de disparar las ideas se manifestaba mediante la provocación, el estallido, el impase, la réplica, la devoción, las ganas. ¿Cuánto de esto queda ahora en mí? Nada, y es curioso que sea esa misma nada de la que la poesía se nutre a veces.

Puedo mencionar que todo lo que quise decir lo dije, y si de quedar tranquilo se trata, hasta hoy, nada de lo que pretendí deje de expresarlo. Si algo se queda en el tintero, no lo vamos a saber, pero así es la poesía, como la vida, se va haciendo al andar, o se va confirmando al avanzar.

Agradezco a todas las personas que pasaron por mi blog, y como no estamos en Hollywood, no pienso pedir disculpas si a alguien olvido, por eso mencionaré a todos:

Gracias,

Polidori, Ana, Calavera y diablito, Perfecto Herrera, Jorge Torres Daudet (a quién agradezco la deferencia de haber comentado en mi espacio a pesar de que no es su costumbre), Makeda ( mi primera musa cibernauta, una gran escritora), Patri (nunca supe por qué la distancia, pero mientras duró disfruté mucho de tu compañía), Lyneth (sólo espero que te encuentres bien), Dama Negra (mi buena amiga), Soledad Sánchez, José Ramón Santana, Mujer Rebelde (Argentina rebelde), Alma Mateos Taborda, Pájaro de china, Silencios, Sonia, Ruedas del tiempo, Eurice (madre de un fino Ladrón de ideas y versos), Anjana (siempre altiva siempre en su lugar), León Plata (mi hermano de Colombia), Furia diamantina de cristal de cuarzo y Jade (jaja Crys), Cielo, Esencia, Gustavo Pertierra (mi tocayo, mi maestro), Kuban (adelante amigo), Blas (ay Blasito Blasito, me dejaste sólo al último, pero te dejo aquí mi afecto), Emilio, DERAY (querida amiga, un beso eterno, gracias por todo, sigue derrochando tu polvito luminoso de luciérnaga), EMA (de la caravana chilena, querida amiga, de las fieles, de las primeras, un beso amiga hermana), Juan Carlos (amigo peruano, no desmayes, palabra tras palabra siempre hacia adelante), El Drac (un mal comienzo, pero luego mucha calma), Leonel Giacometo (brillante humor), MelyC (casi nada, pero me gustó visitarte y comentar en tu espacio), Anabel (gracias), Alicia María (en tu país de Maravillas, gracias por las veces que me defendiste, por disfrutar de mis tonterías), Pedro F (voz de poeta), Gilson (meu parcero, al final você se foi), Elisa (Lichazul, el color más hermoso, la constancia hecha mujer, gracias), Ainara (sólo un poema, y la mitad de otro, lo lamento), Juanjo (el último de estos mohicanos).

Intih (pendejo, querido hermano, supongo que seguiremos en contacto, eterno Ladrón de versos), Alma Desnuda (mis afectos), Elizabeth (Meliza01), Sfera (gracias por tu confianza), Nivardy (un abrazo, feo), Miocid (rico el mojito), Lucian (gratos momentos), Amelia (grande compañera), Lenny (por tu corazón), Zandra (una gran fuente de inspiración), María Lópes (Lucero, mi beso por tu colibrí), Mónica (reina, mi mejor amiga, Tqm), Dulceduni.

Alejandra/R (las dos una, África latente, Á, bestia iluminada, la primera que vio lo que yo era capaz de hacer, en gran medida, responsable de mi evolución, mi medida, mi ira, mi manto, mi puñal, la rosa y las espinas. Genio, en las malas y en las peores, gracias por el odio sin medida, así como el amor y las fotografías, gracias por Zircus, gracias gracias.)

Malta (para qué más palabras, te quiero pero eso no alcanza. Gracias también por convertirte en la musa más importante que he tenido, te amo pero eso no alcanza. Gracias por el tiempo por haber estado, por haberte quedado, por haberme querido, aunque ya nada alcanza, lo único que sé es que ahora debo callarme. Para ti al menos una lágrima.)

Líly K (gracias por la tolerancia, sin medida la paciencia. Al menos hasta aquí, también sin ti no se hubiera podido. Entiendo, esposa mía, que no haya sido posible ir más allá. No importa, era sólo un sueño. A ti mi amor y mi odio, en partes iguales. Lo que queda de mí a ti, porque tú fuiste la única con el poder de dar y de quitar al mismo tiempo. La poesía se cierra.)



La fiesta durará una semana. Luego quitaremos el negocio. Un abrazo fuerte a todos y todas, y como ya no sé qué más decir, terminaré, igual que lo hice al principio, con unas palabras de un autor que acabo de conocer, Emil Ciorán:


“Sin haber frecuentado los conventos budistas, ¿Cuántas veces no me he detenido en la irrealidad del mundo y, por lo tanto en la del yo?


No me he convertido en otro hombre, pero me quedó, es cierto, el sentimiento de que mi yo no es real de ninguna forma y de que, perdiéndolo, no pierdo nada, salvo algo, salvo todo.” (E.C.)

lunes, 13 de septiembre de 2010

M. Á. L.

                     Para ti, para ti y para ti

De todo lo que veo
Mañana es sólo apenas
Los minutos el instante
El beso o no te quiero

Espíritu recuerdo el sueño
Un saltimbanqui en la colmena

El alma abierta como boca
Porque un silo guarda sólo tiempo

Vamos a cosechar las aguas tristes
Lamento que baja como un río

La flor se volverá cometa
Y vendrá sin pétalos cantando

Los párpados se volverán raíces
Y harán su propia ronda con cadenas

Aguas tristes y sembradas
De peces y de lágrimas

Qué animal o bestia!
Qué común es todo y es un juego

La misma palabra el mismo tono
La misma canción de mierda!

A ver, te explico somos todos idiotas.
También tu, yo a la cabeza

El pensamiento sonríe
Pero el cráneo termina rompiéndose

La mano el brazo izquierdo de la palabra
Ya no me interesa si te gusta lo que he escrito

Estoy cansado, no, harto!

Hoy estoy del lado del fastidio
Del odio de la pesadumbre

Vamos a decirlo así, mordiendo:
Estoy del lado de la liberación,
Los pechos y el culo

Me salen cuernos por todo el cuerpo
Yo solía utilizar un hacha

Sacaba la lengua los versos el miedo
Escribí por prescripción humana

No entiendo lo que dices cuando sudas
A veces la imagen no sale con colores

La voz es una mancha negra
Una almohada decadente
Allí descansan mis ideas
Esperando el minuto del degüello

No pude decir que fueron para ti las rosas
Ni para ella
Ni para ella
Las rosas eran sólo mías

La noticia de mi desaparición
No ha salido publicada

Yo vengo a decírtelo de frente

Qué más da, matemos al poeta,

El poema es un panal que rompe celdas cada día
Y no me importa si es tu boca o no la que me besa

Pero de todo lo que veo
Mañana es igual que hoy y sólo apenas
Las horas y el maldito instante
Sin tu nombre sin tu nombre y sin tu nombre.

Safe Creative #1009147321756

lunes, 23 de agosto de 2010

LOS DÍAS

                                    A        Líly K. Arellano

                    AHORA

Hoy comienzan los días en el fuego
Piel sobre tu piel que roza la hora que se apaga

Brazo desnudo,
          Hombro redondo la silueta
Es tu cuerpo que la sombra crea
Bajo el sol nocturno.

                    *

Calentamiento mientras la tarde es la parábola
El río sube los peldaños
          En la rotación del beso

Mientras caliente mienta
La flor en el pasado su raíz es simple
Solidaria cede su rocío a la marea.

                    *

Yo te toco
          Te espero
En pleno el alba
          Más oscuridad
Que tu piel es el camino
La rama el limbo
          La penumbra
Que yaces en la cama,

Luz que lava tus pestañas

Yo te toco
          Te espero cuando te esperaba.

                    *

Los ojos
     Como dos mareas vacilantes
Suben y bajan tras los párpados
Llamando al día
          Voz instante una palabra

Los ojos
          Lento andar
Pupilas que se abren, tejen, ascienden.
          Como dos planetas

Los ojos
          Tuyos, míos
Dos profundidades turbias
Sobre dos enormes perlas blancas
Que oscilan, se buscan
     Se dibujan
          Aire arriba
     Sobre el aire.

                    *
   
Vas desnuda sobre el sueño
Montando a pelo el corcel de la penumbra

Me pienso juntos

No hay manos en tus manos

Yo me busco y no soy sombra

Al alba estoy vacío.

                    *

Es que ya ha amanecido
Río que habla estrellándose en las piedras

Cielo claro
          Se oye el agua
Cielo claro
          La piedra se estremece
Cielo claro
          En medio del silencio
Cae una hoja se desprende
          En medio del silencio
Te llama la mañana.

                    *

Como el bosque
          Tu duna se enciende de hojas
Verde en el comienzo del día
Ocre cuando mi mano allí en tu pecho
Se mueve como el viento.

*

Tu noche
          Es mi día
Cuando mi boca llega
          Siempre a visitarte

Mi día
          En tu noche
Se asienta, fresco
          Sobre el grito que se esparce.

Tu cuerpo
          Latitud de gozo
Se anuda
          Sombra doble
Resbala lentamente
Nace el día
          De la noche
De tu propio cuerpo
Como un nido.

Safe Creative #1008247128760

jueves, 19 de agosto de 2010

MOVIMIENTOS DE MAÑANA

                              A      Líly K. Arellano

I

La música asciende según las circunstancias,
Dentro de mí, nosotros,
Dentro de nosotros
          El sonido se eleva como humo
O fragancia
          Pero en ti, quién sabe quién
Y cuando suenas
Detrás de mi pecho hay una tumba elástica
que late.

II

Nosotros venimos para envolver el punto
Sentir desde el amor al universo

El punto puede ser la nota
Me extingo sobre el beso
          Y hay silencio
Espacio o sonido
          Cuando la vida es oscura
Una canción se posa sobre el miedo.

III

Tu cuerpo exhala los acordes
La distancia cubierta por la nieve
Tu cuerpo es un montón de notas
El sudor se congela, piernas y brazos que se rompen
Tu cuerpo a veces el silencio el sueño
Sin embargo avanza
Crece tu cuerpo –yo puedo escuchar-
Si una sombra en tu pestaña
Es música y sólo melodía.

IV

Rocío que escribe lunes sobre hojas
El año entero será tu corazón nevando.
Quién puede dudar en el verano
Si el otoño prende luces grises?

Yo apago sólo las palabras
Que tratan de incendiar el día.

V

El agua ante mis ojos
Se destiende sólo un paso imperceptible
Arrastra mi voz
Hasta la nube más cercana
Vuelve el agua hasta mis ojos.

VI

El viento llega el polvo
Abajo hasta camino firme
Una mata de brizna
En medio de la hora asciende
Bosque de piedras
Estatura del día que se seca
Lentamente.

Safe Creative #1008197089005

lunes, 26 de julio de 2010

ATLÁNTICO VACÍO

                   A      Raquel

No pensaba que si sólo yéndome
o quedándome,

estar aunque sin piel ni cuerpo

mano de aire
polen mariposa
barro poderoso
amor capital.

Hagamos estrategia
yo como el jardín y pasto,
nervio volante estremecido tú.

Geografía, costa España,
que el agua toca podríamos entretenerlo,
que tu mano haga girar la rueca,
huso que hiera o permanezca
fijamente con su pupila de paja,
lento cielo de hojalata,
dobladora y cuadro de minutos con piedra
arena, flores rosa, escarcha.

Momento tierna grieta no lo sé
mientras el Atlántico vacío hielo
recuesta la terrible cresta sobre el hombro.

Pecho que se agita cuando el beso
espalda que cierra los ojos cuando duermes,

mano mariposa
polen de aire

tú que tienes hijos con el viento
encerrado copo de tu seno yo

barro capital
amor poderoso

cristal que se hace océano
tiempo que flota reflejándose
y aquí en mi mano tu nombre
y allí en tus ojos mi palabra.

Safe Creative #1007266921925

miércoles, 9 de junio de 2010

DIME A VECES

Dime a veces siempre tu boca
lenta como un caracol que transcurre
en su concha de nube sobre el mundo.

Sobre la tierra y sobre el párpado o ceja
que lame el rostro de un río estacionado.

Dime a veces con tu propia voz de agua
cómo van solas tus huellas en el aire.

Encima o espuma que revienta ausente,
acariciada voz o mano o sombra,
pasea sobre el vientre y de la brisa nace
tu pelo fresco entre las horas.

Esa piel, ese posible rostro no tocado por el ruido,
a veces en su religión de flores rojas,
con tu claro movimiento, canta.

Ese silencio debajo del suelo
o debajo de las piedras cobra vida,
y se mueve entre las hojas como si respirara;
ese silencio vivo que se duerme
dentro de tus ojos como un lago,
amansa el fondo sin pétalo, sin beso,
brillando su cristal voluble como lágrima.

Dime a veces ¿Cuándo ( si acaso es siempre,
feliz espacio lleno allí en tu pecho
y sobre las hojas o sobre las nubes)
enciende el triste paso de mi corazón tu sueño?

Safe Creative #1005066213912

miércoles, 26 de mayo de 2010

SI VOY CAYENDO

             A     Amelia Medina Jorge 

Mientras así como descansas naces,
y tu sonrisa, en una suave sombra
de látigo entre rayos conmovidos,
desnuda el labio al filo de tu boca,
y toca un sol de plumas y frontera:
allí tu cuerpo abandonado y tibio
asiendo el aire con tu espalda blanca,
a la flor restante que siembra el beso
imploro aquel vacío de tu lengua.

Entrégueme la melodía exacta,
el grito justo, la ceniza tierna,
así el olvido enfrenta luminoso
la fuente gris del día sobre el pecho.

Así de sien a sien sobre la frente
el tiempo tuyo besando mi tiempo,
eternidad y vida que naciendo
también sobre el borde como un pájaro.

Así tú siempre isla o territorio,
a veces yo sin sol como esperando,
pronto o cayendo como una lágrima
al centro, siempre al centro de tu mano.

Safe Creative #1005056206221

domingo, 9 de mayo de 2010

ESCENA

Tanta espera y verte
late, lato frecuentemente
si la hora va llegando
y el tiempo tiende a cero.

Un puñado de violetas en la mano
escasa, oblicuo faro sobre el escenario
si yo quisiera que comprendas
el paisaje que recorre el cielo
en las paredes negras
donde los afiches viven
su propio bastón, el trago en el instante
del labio al borde de una servilleta.

Pasaron tantos años, yo volví
el carmín extendido sobre la lengua
era la sangre que dentro de la boca pesa
como el ojo lúgubre que observa,

llego porque es tarde para regresar
y cuando vuelvo es diferente
todos los pasos inmóviles
si la vestimenta arrastrándose
y el corazón bombea y late,
lato frecuentemente, en ocasiones cierto
si la hora va llegando
el tiempo en cero tiende,
y desabrocha el corpiño
y verte, espera, y verte
cuando el cuadro
antes del último trazo
de la luminosa espera
o de la inmensa duda
de las sombras canta.

Safe Creative #1005016157112

sábado, 1 de mayo de 2010

LLUVIA VA

Llueve al pie de la alambrada
donde tantos besos por las tardes
iniciaba el viento con su compás invisible
sobre las espigas y las hojas.

Llueve mientras un tallo entre mis dientes,
la mirada pierde en los metros próximos
el horizonte sin ser ni hacer.

No te miento, los brazos se han cruzado
sobre la estaca de ciruelo de nacientes brotes
y hongos silvestres creciendo por la base
con su paraguas minúsculo encantado.
Goteando porque llueve.

Tú, y más allá como una lágrima
que secas cada cuánto, no sé qué tan lejos
o qué tan escondida…
no me devuelvas nada,
no te acuerdes, olvídame
(si todavía no me has olvidado)
y junta todas las monedas
de los días que flotaban en un azul
crepuscular como luz de Antártico,
a través de un jarrón de vidrio hecho pedazos
para no seguir naciendo,
y llueve
en el momento de la flor que eres
todo polen y todo polvo de estrella,
no sé qué tan ausente
o nombre o sombra o sueño;

todavía veo tu mano que flota
y el viento ligero crujiendo
sobre la piel no importa
van los pasos regresando
y tú, que ya no estás, volviendo
cuando la lluvia va
cuando la lluvia cae
aquí y allá de donde ahora eres
como un sueño o sombra o nube
cuando llueve, sobre todo
cuando la lluvia cae y llueve.

Safe Creative #1005016157112

lunes, 26 de abril de 2010

DESNUDO Y SINVERGÜENZA

Llego, atado, viviendo en un pañuelo,
desnudo y sinvergüenza.
Deja ya de pronunciar mi nombre,
completamente depilado,
todo lo que rueda y circula se detiene,
porque la casa sin mí queda vacía
y con las luces apagadas,
alguien cerró todas las puertas
y ha tapiado las ventanas.
Escúchame una vez la última palabra
porque ya nada existe:
dejé colgados tus colores,
pisé tu sombra hasta convertirla en polvo;
ya no somos ya no estamos,
ajusta tu dicha a los cordones de otra bestia.
Hazlo como siempre, accede
con esa vitalidad que ven los ojos del que te mira,
no corras las cortinas, no me pretendas
como un propietario,
deja que amanezca pero no te confundas,
los días seguirán abriéndose solos
con ese frío tan propio de la ofensa,
con el viento que silba
en la garganta siempre al final de la calle.
Solos al fin, abandonados los dos,
vistiendo al alba cada uno
el forro de la soledad, el temblor sobre las cejas,
el manso monstruo del abandono.
Por la noche sólo los perros ladran,
mientras en mí habita una larga sed
de cuerpos extendidos,
de cuerpos inmóviles,
divinos cuerpos que revivo.
Las cabelleras quietas,
las hebras destellantes sobre las almohadas,
las habitaciones ligeramente iluminadas,
los cuerpos simétricamente dispuestos
en las nuevas casas que después han de cerrarse,
cuando desnudo y sinvergüenza,
viviendo en un pañuelo,
desatado, llegue, aunque después me vaya.

Safe Creative #1004035903168

martes, 20 de abril de 2010

DRÁZAN

El delirio llega. Es la nueva hora
que te muerde con su propia fiebre,
con un acento recargado,
te toma los hombros, invade la espalda,
el delirio
como un sueño enfermo,
como una variedad de carga eléctrica
que entra y sale, martillando,
elevándose, haciéndote avanzar
sobre la superficie,
como dos remos que se hunden en el agua.

No te sorprendas, no todo siempre es pesadilla.
El final de los ojos es posible
siempre verlos
siempre mirarlos
siempre encontrarlos
en el comienzo de otros ojos.

Y aunque a veces siempre es imposible,
vamos y venimos enumerando:
Uno, la mañana
Dos, la media tarde
Tres, quizá la noche,
entonces ¿Quién habrá para contarlo?

Si abres un momento la puerta,
podrías ver entrando mi mano, mi pecho
o mi llanto,
por la misma puerta, la brisa,
con sus curvas cargadas de partículas
y de intenciones,
inundará la sala, las habitaciones,
pensarás que abriendo la ventana….
pero ya las cosas estarán contaminadas.

¿Por dónde ir atravesando?
Si haces tu propio túnel,
a lo mejor mucho trabajo inútil,
y a ti no te gusta lo oscuro;
no es lo mismo que unir los arneses,
hundir los clavos en la roca,
atar muy bien la cuerda al cuerpo,
sólo subir y hasta la dicha respira,
sube porque no será necesario
mirar a través de los cristales,
sube porque así una mano,
lo mismo que habita con el viento,
será capaz de borrar tu pesadilla,
sube y sigue subiendo,
la cima ya se nota,
hay que abalanzarse sobre lo que sea
y llenar los pulmones
(de voces, de aires, y de aliento)
de la llanura vista desde arriba,
hay que llenar los pulmones
con besos inminentes sobre el pecho,
hay que llenar los pulmones
y vaciarlos con las manos libres,
y los ojos claros,
sobre todo eso,
los ojos profundamente claros.
La pesadilla termina cuando,
con una mirada,
contemplas extenderse a los árboles
sobre la planicie.
El sueño empieza cuando abres los ojos,
y despiertas.

Safe Creative #1004035903168

lunes, 12 de abril de 2010

HACIENDO NIDO

La vista espléndida en su cofre
descendiendo sobre el cercado,
el jardín extenso sembrado
también de pájaros pequeños
tulipanes rojos,
un sendero piadoso,
solo, es un camino.

Entienda usted,
aquí tenía nuestra casa
habitaciones amplias, ocupadas de luz,
ventanas limpias como el aire
y la soledad inmersa en las paredes blancas.
Era en realidad una mansión,
y hasta el alto techo llegaban las enredaderas
abrigando los muros del frío.

Has venido hasta aquí,
descubres los muebles y su terciopelo oscuro
respira nuevamente las apariciones.
Asómate al balcón, el hierro conservado,
la intemperie que desciende
sobre los rostros maravillados,
son las horas
que miran más allá, el bosque,
(las mesas repletas en la ceremonia)
aleteando con sus ramas,
las perdices posándose, haciendo nido,
todo en calma, tranquilo, en silencio,
los rayos suspendidos hasta el día, sólo hasta ese día,
la música brillando, acepto.

Safe Creative #1004035903168

sábado, 3 de abril de 2010

EL DRAGÓN Y EL TIGRE

Cólera maldita inhabilitado cuerpo,
ya están aquí las estaciones,
la picadura, el escozor de tu beso
que enciende el rostro como una bofetada.

Cada vez más lejano el instante
en el que flotan perdidos los brazos,
en el que restalla la semilla y se estira,
en el que los ojos del poniente se abren
bajo las aguas corriendo
sobre las piedras de los puentes.

Aullando entre las hojas llovía,
por entre las ramas pájaros y ardillas
en el denso bosque depositado en el tiempo,
con las raíces colgando las hojas cayendo,
están aquí los acostumbrados olores
que bajan desde el cielo.

Y yo esperando,
sí, ya sé, es inevitable,
volamos los dos cuando se encuentran las espadas,
es imprescindible, pero si he de dar mi vida,
sólo recuerda, (sí, yo lo sé),
cualquiera sea el sendero que decidas,
rostro iluminado, orientales ojos rotos,
cuerpo de escamas, boca donde nace el fuego,
(oh, cólera maldita, mi cuerpo,
infortunada patria,
conquistado,
arrasado con todo lo horrible)
ahora envenenado, ya sin garras,
si cuando regreses yo ya no respiro
hazlo así, da lo que le debas al vacío
siempre fiel, saltando,
para morir sólo es necesario aquel sonido,
el del otro corazón que se detiene.


Safe Creative #1004035903168

lunes, 22 de marzo de 2010

!CUÁNTOS LLEVARÁ EL ALMA¡

Quebrado se acelera
con su fragor indómito el animal abatido.
Ya el deseo ha entrado en su sangre
como un río blasfemo.
Te amo.
             Miento,
nunca te amé, sólo a veces
te quise con los ojos perdidos
los tímpanos abiertos
             el sol cayendo de costado
sin que sea la tarde.

Más allá de ti, ni tú, sólo la muerte,
después sólo la muerte
con sus párpados abiertos como los tuyos
pero sin ser tú, sólo lo que hay
después de ti.

Te despojo un chal,
dejo tus hombros desnudos
¡Cuántos llevará el alma!
             infinitos rudimentos, me digo,
en la trastienda de mi corazón
donde ya nada florece.

El turbio licor que suda las manos,
el palacio allí debajo de tu pelo,
naciendo como una palabra muda,
colándose, abriendo su propio imán,
las entrañas del sueño en la ceniza.

¿Recuerdas cuando estuve detenido?
escribí con las uñas sobre las paredes.
En granito se habían destrozado mis dedos,
pero entonces yo te amaba,
             miento,
nunca te amé, y sólo a veces
te quise en dos amaneceres,
los témpanos azules
             flotando como enormes naves
en las arenas de un desierto fijo.

Encendida ya se va tu falda
abierta durante el verano de cosecha,
entre los dientes de diamantes rotos
entre las alas de los algodones
entre la llanura donde nunca cae la nieve,
se va la tela en la miseria, el fin
que pasa, acaso solamente
más allá de ti, ni tú, sólo la muerte,
después sólo la muerte
con los párpados abiertos como los míos
pero sin ser yo, sólo lo que hay
después de nosotros.

Safe Creative #1003025676334

domingo, 14 de marzo de 2010

SALAMANDRA

Sin saber qué es lo que sobra,
febrero acaba, quemándome,
con sus finos lazos de agua,
tumbándose gota sobre gota,
hasta que el cielo cae sobre la tierra.

Todo se humedece, nada alcanza,
los días los puñales las balas,
hojas que destiñen el pavimento recurrente,
a simple vista limpio de baba y lodo,
cuando aparece la lumbre sobre lo mojado,
el pelo la arena el volcán con su fuego derretido.

Sin saber qué es lo que pasa o continúa,
la hora en el reloj sigue marchando
encima del papel palabras con ojales duros,
pasos duros, casi sin ideas de sed y hambre.
Como una salamandra se desliza la mirada
perdida en un tiempo furioso y áspero,
como un órgano con vida propia
y aliento propio.

Y con sus manos tendidas, prisioneras,
dejando su huella en las orillas.

Pensándolo bien sólo son días
que acaban como un eslabón, perdiéndose,
tocándose y tocándonos la frente,
los ojos, la lengua;
sólo son hojas y números cuadriculados
al final de la cadena.

Pensándolo bien no digo nada
y apunto como si fuera alguien importante,
señalo como si fuese un rey el que me habla
mostrándome el territorio,
inculcando en mí el deseo,
la paciencia y el odio,
creyendo, sin saber qué es lo que sobra,
si soy yo culpable el mundo.

Safe Creative #1003025676334

miércoles, 10 de marzo de 2010

UVAS

               “Pero no te veo,
          cuando el mundo es una mano”


Línea en el cielo apenas una cárcel,
yo voy sobre el riel en una vía
con guijarros redondos y monte
No soy yo, apenas la tierra gira,
salta, me conmueve, se hace ocre
de un lado al otro se estrella, vence,
simula con su rotación el aire
en su marea de verdes horizontes.
Lejos pero en el centro hay una claridad
que se opaca ya sin su mantel a cuadros,
con el vino colgando todavía del racimo,
lejos, pero en el centro de ser
para seguir cayendo en la escarcha
sobre el mundo.

Safe Creative #1003025676334

sábado, 6 de marzo de 2010

MALECÓN

I

Y llega el malecón,
extenso recorrido de árboles navegables,
monumentos, joyas de bronce, jabalíes,
torres de observación y avistamiento,
escaleras con peldaños, hierros agotados,
puentes de maderos crujientes
bajo el pesado pie del tiempo.
                 Donde el día es bueno y calla.
                 Donde el día es bueno y calla.
La gente que nos mira
como un barco sobre el río
y nosotros mostrando los labios
sin señales, sin misterio,
sobre las copas florecidas
en la hora abierta.

Y llega el malecón con su baranda
nueva y larga,
el remolino del viento
envolviendo a las iguanas.
                 Allí y allá
                 (Allí y allá)
con sus lomos verdes y algunas escamas naranja,
sobre las copas verdes y algunas hojas naranja,
bajo el cielo celeste que se bate sobre las aguas oscuras.
Si tan sólo lo entendieras y cuando lo veo,
si sólo tuvieses mis ojos, pero es imposible,
si cuando te hablo no logro comprenderte,
y la verdad que habita entre nosotros
es siempre diferente, un resplandor incierto,
casi siempre equivocado.

Avanza también conmigo,
caminemos juntos,
tú y si quieres también tu casa,
con sus paredes de hojaldre
con su techo como alas inmóviles,
los postigos encorvados, sin cristales
o su reparación pendiente,
con sus matices desteñidos bajo el agua.

Yo vine por tomar tu mano,
pero sin tu mano es otro el rostro
y regresamos, dejamos de manchar con pasos
el camino y de nuevo la ventana
sin orillas y sin río,
con tu boca jamás besada,
nadie puede ya pensar en otra cosa,
las tardes me gustan desde la mañana,
nunca desde la misma tarde,
tan cerca de la noche, cuando todo acaba,
el cuerpo vacío,
el adiós, tan sólo un beso en la mejilla
o nada,
eso es cierto, o nada.

II

Como el eco de una tarde
la fuente con monedas, trece chorros de agua
sin que se rebose, sólo salpicando
las moscas y las arañas,
un pájaro negro picoteando un mango,
ya va siendo hora
de tocar a tu puerta,
caminar tomados de las manos.
Como el eco de la tarde,
bajo tu balcón tocando
mi mano las hojas de madera con la aldaba
y el sonido no es metálico, es gris.

                 Mira:
como el eco de la tarde
se inunda el mundo,
(se inunda el mundo a mis espaldas)
esperando, oye, el eco de un zapato, una llave.
En la esquina esperaremos el transporte,
y quizá ocupemos asientos diferentes.
A través de las ventanillas la calle,
las casas todo gira golpeándonos
como una enorme rueda con ramas,
así es el mundo,
y llega el malecón,
y así es la vida.

Safe Creative #1003065700877

martes, 2 de marzo de 2010

NOTHING

En la ofrenda de tu flor que se abre
camina el aire tibio y el infierno,
nunca más constante el ciprés y su follaje,
tu sonrisa impenetrable, tu palabra derramada.

Cómo debe alcanzarme lo que no me das:
incluso tu cuerpo dormido está muy lejos.
Sólo las espinas, una fuente con penas y manzanas,
o lágrimas partidas cayendo de costado.

Si sólo tu planta, el filo de tu espalda,
si no pidiese más que una mirada,
si tu odio resplandeciese cada día
en el portal de mi ventana, hay una lila triste
afuera junto a la pared, algunas herramientas,
un pozo horadado sin su boca descubierta,
unas piedras libres tirándose entre ellas
la honda superficie de la tarde que amanece
profunda, sólida, enumerada y carcomida,
un instante hecho pedazos de hojas silvestres,
pájaros atroces muriéndose entre gritos,
hiriendo las mallas de las jaulas desde afuera,
buscando, revolviendo su marea de plumas
circulares y vacías en la cutícula del tronco,
desvelado y ausente con su espiga fugaz,
su retoño de hojas verdes renacientes,
dando forma a las campanas y élitros
oscuros, naranjas, erguidos desde el cieno,
alrededor de muchos otros fangos,
desde donde tú o la muerte son el complemento,
la vena abierta, el cáncamo
con su cuerda que pende, la ropa que gotea
sin tu vientre y la venida del harapo,
en el columpio siempre herido, el sombrero
roto por la frente, inútil, agotado
bajo el tapiz de un cielo abierto por la mitad
de dos que en el amor siempre fuimos pobres.

 
Safe Creative #1003025667707

sábado, 27 de febrero de 2010

SOMEWHERE IN TIME

Hoy es diecisiete, mojada, sin barca,
anega la manera el asfalto que brilla
o se enrojece y escarlata opaco,
sólo llueve.

Jardín en tierra su balcón y entra,
perdóname no hay sol y salgo,
como si fuese verdad recordarlo,
encuentro posible escampa a veces.

Desconocía, cierto, miedo parecía,
crema para manos, pies cuidados,
algodón que cruje en el esmalte.

La vitrina, mira el otro lado,
un bronce de venado,
sillón blanco, alfombra.

Te encontraré, el frutero lleno, cenicero,
despejado lecho en tu habitación vacía.

Safe Creative #1002185545696

martes, 23 de febrero de 2010

ANY DAY

Otra vez dejándonos la tinta y en silencio,
maquillaje, la boquilla larga,
un guante al borde de tu pierna,
la mentira colgando de la gota lejos,
arriba prendida al párpado una lámpara.

Vistiéndote sin piel, pisando el cuadro de la entrada,
saltando el orificio del rellano,
un corredor deshabitado y tibio por si acaso,
siempre y cuando sea martes diez y treinta.

Del registro un pétalo vencido,
tejiendo su tapete de jarrón y porcelana,
claro y vacío y derramado corte,
fósforo hecho polvo haciendo huella,
calle abajo y las pestañas de la niebla
haciendo trenzas ligeras con las horas.

Safe Creative #1002175544630

jueves, 18 de febrero de 2010

LARÁNDANOS

                                                 A Leny

El mundo querrá partirse, en dos y en sacrificio,
como yo podré vivir apenas sin tu amor
y sin tu corazón que es lo que más me agobia;
lumbre, oh!, suero fiel tu nombre.

Pero la herida, un lago artificial de nata,
enfrente de la puerta con barrotes grises,
se derrama en músculos abiertos y humo.

Ausente allí tu pecho roto te recojo,
pondré las piedras y las algas en mi boca,
o colgando arándanos de sangre en los portales,
desde el cielo cuando al fin el fin empiece.

Lloverá también de nubes una rosa pura
y no tendremos calles con orillas,
cáscaras o pieles delatoras,
en cada sombra claridad de cada beso,
ni en la dulce muerte prendida de la entrega.

Safe Creative #1002165529296

lunes, 15 de febrero de 2010

EL RINCÓN

          “El fin es circular como el principio”

                                           (H. Miller)

Abrir la puerta. Entrando.
mirándote de frente y recogida,
allí en tu claro oficio de esperando
que no haya amanecer sufriendo
de letargo y ojos raídos ya sin llanto.

Nadie más contesta el timbre cuando llamo,
y una pequeña mesa bajo las raíces del olvido,
se quiebra, pata a pata,
en la esquina donde moras caramelo.

Y las paredes con su dios pintado o lirios
apagando luces y canciones con su talle de cristal,
detiene tierra y luna en cada lejos,
la saliva junto al polvo; la cortina
natural, negando deliciosamente
huyendo, entrando abrir la puerta,
mirarte allí, de frente y recogida,
gotear tu claro oficio de esperando.

Safe Creative #1002145515769

viernes, 12 de febrero de 2010

OSCURO Y EN SILENCIO

Acaso yo te vendo,
salgo, entro sin poder gritar tu nombre.

Una mancha va ganando tu crepúsculo
sin hojas, sin cielo, a medida que el desván
se queda a oscuras y en silencio.

Sólo el polvo queda sobre la piel y la carne,
el artículo aquel que ya no sonríe,
tu día, tu pena sin recodo,
llega al final del mundo que se rompe.

Salto al vaso, enseguida el líquido que crece
se derrama desde la lámpara,
rompiéndote la cicatriz a besos.

Una palabra apenas quemándome,
círculo a caballo, crin de oro,
cauce de tu mano allí me pierdo,
en un minuto de fuego sacudido.

Safe Creative #1002125508477

martes, 9 de febrero de 2010

MIEDO DE SEDA

Te pinto las medias con un beso,
me recojo como si soñara o suficiente,
empedernido, balanceando el miedo entre los ojos.

Y huele azufre, a sol herido,
a flores que destiñen sus colores en el aire.

Menos tu pie que retrocede,
arde en su licor la sed, la espada
que se apoya en el vientre animal
del día en el que llueve
alambres, perros y manos desgastadas.

Hace tiempo un horizonte líquido teje en su interior el mundo,
y el alma como el agua en su temblorosa superficie espera
ver nacer maicena blanca, sin aurora,
recogerla toda en una lengua envuelta en sangre transparente.

Safe Creative #1002095492264

domingo, 7 de febrero de 2010

DANDO VUELTAS

Cuántas vueltas puedes dar en mi cabeza,
en mis venas solamente heridas
de pasto que nunca más retoña.

Y dando vueltas bajo, me alimento,
en ocasiones duermo sin rendirme al lodo
de tu corazón que parte la canasta de mi noria.

Atrás, hacia adelante cuando hay mareo
es el río que baja por tu boca de plomo
condenándome, naciéndome,
colgándome el collar de las hormigas que se añaden
al mundo y dando vueltas,
estrellándose en mi escarabajo.

Safe Creative #1002075470619

jueves, 4 de febrero de 2010

LA MUJER QUE YA NO EXISTE

Hogaza virgen, pan de carne,
uñas de carbón, piel y sangre,
la constelación y tu frondoso
universo.

A tu muro empiezo a hacerle un hueco
con palabras sucias.
Te toco con mi boca,
nunca más me lavaré las manos.

La ira, la sábana, una pluma
que se mece entre el péndulo y tus dedos,
allí tu pecho mínimo excitado crece,
me nombra, me aborreces de amor.
Prometo no creerte una palabra,
(pero hoy espero verte nuevamente)
besar, elije, el cuello las orejas,
hundir sin duda el animal que llevo
todavía, claro, sin saber tu nombre.

Safe Creative #1002035440188

miércoles, 3 de febrero de 2010

LLANTO

En ocasiones pienso en un farol que se apaga,
y su taza de luz se deja estar,
sin su halo iluminado,
durmiendo en la sombra
y en total peligro.

Como el mundo en mis bolsillos
un vacío que es un hoyo profundo,
sin calor para las manos, sin anillos
en los dedos, sin la cadena del reloj,
sin un solo centavo.

Me gusta el bosque o ir por el campo,
y caminar sin preocuparme,
sabiendo que después
voy a encontrarme contigo,
a besarte, a explorarte con los dedos,
esperar, si ya no estás,
-en el fondo de un bolsillo-
del sofá o la silla casi siempre
arrumada en la cocina.

Safe Creative #1002035440195

lunes, 1 de febrero de 2010

PALADAR

Pero cada paso, lamentable, cierto.
Pasear con la cabeza, bajo de la almohada
sin mirar el resto de mi rostro
de frente en el escaparate.

Diferente eran otros días
en medio de la incógnita violenta,
hablando, la mesa blanca,
en medio del jardín, las moscas
como pasas rondando el borde de los té,
posándose sobre los panes.

Comprábamos también algunos libros,
sino, asaltábamos una que otra biblioteca.

El viento cambió la dirección, ya no de frente,
de costado, y ahora que es el otro tiempo,
y la ventana ha dejado de lado
el día en que permanecía iluminada,
aparte de ti, porque has decidido perderte,
o no volver,
veo que las cosas son casi lo mismo,
el sabor del mundo, sin nubes, un helado,
cualquier lecho a pesar de estar vacío.
Safe Creative #1001295402776

jueves, 28 de enero de 2010

FRECUENCIA

DE RICTUS

Huía, de pronto aunque el silencio,
la habitación en la que habíamos ejecutado
olía a pesar del almizcle todavía la humedad,
cuando había en ello una extraña complacencia.

Empezando por el lujo de la alfombra,
la bombilla de apenas veinticinco vatios,
el armazón de hierro de la cama.
Tú arriba o abajo o viceversa,
pensando en el bar, los billetes, en la esquina,
aquí y allá, los mismos dientes.

Parece que estuvieras sobre un témpano que se derrite
como la piel o el tiempo.
A veces las cosas
son las que un hombre como yo no entiende,
hacer que nada pasa, reírse igual,
con el mismo gesto,
venderte así, toda, miserablemente.


FRECUENCIA

Pero si fuera yo
apenas uno o dos pasos más allá
de tu cuerpo en ruinas desgastado
y tu voz, como una ligera cicatriz
que a simple vista va por dentro.

Esta noche comeremos sobras
-Quisiera salir a caminar.
Ponte un abrigo, nada de tomarnos de las manos.
-“Tranquilo, entre los dos sabemos quién es más la puta.”
Deja ya esa lágrima
-No es nada, sólo algo que pensaba…
Vale. Arréglate la boca.

El mundo para mí sigue un solo viaje
como un otoño prolongado,
luces en las aceras y el asfalto, en media calle,
reflejándose en el rastro de la lluvia y la llovizna,
cuatro piernas,
dos dólares para la habitación,
paseo, la cafetería a veces media noche
un milk shake, una cerveza, la radio
hamburguesas, papas fritas.
Safe Creative #1001285401840

miércoles, 27 de enero de 2010

ACTO

En mi sueño te colmo,
verde, pino letargo,
despierto entre ceniza.

Cruz que se levanta, pende
tapándote la boca.

Una ruta en las entrañas,
bastaba sentirme prisionero,
querido, un trapo que absorbe
la suciedad del mundo.

Cuando tú, a partir del pedestal
me entregas un beso como bofetada,
sin tuétano, hueso descarnado,
sé que rezas por mí sin mirar al cielo.

Safe Creative #1001275393964

lunes, 25 de enero de 2010

CADENCIA


Monótono parecer, supervivencia.

Hablar, hablar y nada como decir.

Cuando te oí cantar apenas la sílaba reverberaba,
del dintel
fuera una cuerda,
tiró el vidrio allá
la parte más tibia de mi alma.

Hablar no es lo mismo, menos cantar,
y yo sin piel te odio.

Entonces del dolor la palabra,
la mirada huyendo de tu rostro,
como si no hubiera entonces más:
tu sexo depilado,
ni siquiera morder o continuar,
monótono dejar de ser a veces mutilado
y hablar y cantar quedándose.
Safe Creative #1001265384576

lunes, 18 de enero de 2010

SEXUS

Mujeres negras, pechos blancos,
trenza que sobre los ojos derrite el paladar.
Mujeres pálidas, vencidas, que me vencen.
Mi boca es una cremallera,
el jugo de tu vientre y un helado que me pone…

Siempre encuentro voces y una tenue oscuridad,
tú la única que habla como un látigo,
-nunca se sabe que va a decir tu lengua-
Y yo soy de los que no entiende a veces.

Estoy acabada, tú estás acabado,
acabemos los dos como un golpe.

« -Excelente, dije, ¿Has hecho cena?»
Sólo tus ojos desnudos, yo infiel y sincero,
no pensaba todavía debajo de tu bata,
sólo el hambre, o quizá el pezón erecto.
Safe Creative #1001195345180

domingo, 17 de enero de 2010

S


Aquella esquina sobre otra,
emparedando mi arriba, tu lugar.
Un Ritmo estrellándose contra tu mano.

El silencio paralelo de tu voz
derríbalo
húndelo
ahógalo
amor furioso y detonante.

No cruzo las calles y te espero
rosa de papel, tímido origami,
derríbame, de vez en cuando ahógame,
hunde tu matriz en mi lengua, no mi tiempo,
ponme una montaña encima,
mírame latir incombustible y cierto.
Safe Creative #1001175334289

viernes, 15 de enero de 2010

CEREMONIA





Apenas hay un día, naciente,
un día separado de todos los días restantes,
de su callejón de agua
que corre hacia la calle.

Hay un día con flores colgadas de los tendederos
y pinzas evitando el viento
y sólo hay oscuridad debajo de la cama
y un registro de animales constantes
de olores constantes
de una mano llegando hasta tu espalda
bajando hasta el rechazo
como un cuadro que se tuerce;

y es temprano pero tarde, te ríes,
la estocada cuando se prende
en el pastoso goce del papel en las paredes,
en el borde de la cama con tu pelo
ya sin sábanas azules.

Safe Creative #1001155325405

miércoles, 13 de enero de 2010

MEDIO MINUTO FANTÁSTICO

*


Arena, en vez de fría soledad
la compañía.

En eso habíamos quedado,
reunirnos en la playa, en Ostia;
no pensé si te abrazaba, utilicé gomina,
detrás el Pardo asomó las líneas de la frente
y Jacques llega tarde, pero alegre.

Hizo sol aquel instante
o fue un destello de mi cigarrillo,
no sé que sucedió, ahora que lo pienso…
lo cierto es que 1956, Klein, la cámara
jamás volvía a repetirse.


*  "En la playa, Ostia 1956"
       Foto de William Klein

Safe Creative #1001145316277